Educaciónestrategias de enseñanza

Educar para el Asombro

Ciencias Naturales y Ambientales

Catherine L’Ecuyer describe, en su libro “Educar en el Asombro”, que “El asombro es un deseo interno de aprender que aguarda el contacto con la realidad para despertarse. El asombro está en el origen de una consciencia basada en la realidad y, por lo tanto, del aprendizaje mismo.”

Sabemos que durante los primeros años de la vida el cerebro humano adquiere sus mayores competencias a través de las experiencias y el aprendizaje. Y el asombro es el centro de la motivación y acción del niño. 

Si te asombro… te educo… debe ser entonces un primer e importante camino para desarrollar el progreso cognitivo de los individuos. El asombro se convierte en un elemento central del accionar educativo, que motive y lleve a la acción a los niños.

Y para que este proceso sea significativo debemos conocer a nuestro educando. Una práctica educativa es auténtica cuando se relaciona culturalmente con el individuo.

¿Cómo instrumentamos estos desafíos en la educación diaria con nuestros educandos? El abordaje debe tener una vía de acción relevante donde el juego constituye la actividad principal de la enseñanza.

La enseñanza ha de organizarse fundamentalmente de manera lúdica ya que si las actividades que se propician se acompañan de satisfacción y bienestar emocional, el educando tenderá a repetirlas. Estas se convierten en habituales en la medida que pasan formar parte del sistema regulador de la conducta.

Y el proceso necesita de un educador-facilitador del proceso donde es imprescindible la construcción de una relación de afecto con sus educandos. Necesitamos un educador que “asombre para educar” estableciendo relaciones interpersonales con sus estudiantes.

En dicho marco debemos ampliar la capacitación académica de los educadores a partir de proyectos y acciones basados en modelos pedagógicos que tomen en consideración los últimos conocimientos brindados por la neuroeducación en los cuáles se estudian los procesos y sistemas prácticos involucrados en la enseñanza. 

Entonces es fundamental instrumentar una metodología de enseñanza de la ciencia que asombre. Una enseñanza que sea sencilla, didáctica y divertida; que fomente la curiosidad, la investigación, la inventiva del educando; que desarrolle un pensamiento crítico, reflexivo, creador, abierto.

Donde enseñaremos a los estudiantes a pensar, a desarrollar sus propios caminos indagativos… Caminos que permitan observar, plantear preguntas, examinar hechos, rever lo que se sabía, analizar e interpretar datos, proponer respuestas, planear explicaciones y predicciones, ser crítico y lógico, considerar explicaciones alternativas, comunicar los resultados.

Y al alcanzar las metas propuestas, tanto los educadores como los educandos dirán con satisfacción: “¡No salimos de nuestro asombro!”

(1)

El Dr. Julio Gun es:

  • Director General y Pedagógico de www.cienciaparaelasombro.com.
  • Asesor Educativo Nacional e Internacional.
  • Conferencista y Capacitador.
  • Autor de libros, cursos, e-books, talleres, artículos  y recursos didácticos
Mostrar más

Julio Gun

Fundador de Ciencia para el Asombro (www.cienciaparaelasombro.com). Asesor Educativo Internacional en el área la Enseñanza de las Ciencias Naturales y Ambientales. Creador de recursos educativos, e-books, talleres participativos de ciencia, proyectos educativos especiales, capacitaciones docentes, trabajos con las familias. Acciones con Gobiernos, Instituciones Educativas, Fundaciones.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
X