fbpx
Educaciónestrategias de enseñanza

Una modalidad Pedagógica en ascenso: El Aprendizaje Experiencial

¿Qué hace que el aprendizaje experiencial sea una forma tan efectiva de aprender?

Encuentros de la Red de Directivos REDIE

La tríada de conocimientos, habilidades y actitudes forma parte de la materia prima de la actividad de la formación de adultos. Cuando lo que se busca es incorporar o modificar tanto aspectos actitudinales y procedimentales (saber hacer), el aprendizaje experiencial es una forma poderosa de ayudar a las personas a identificar los cambios necesarios en sus habilidades, actitudes y comportamientos, y luego implementar esos cambios para un mejor desempeño.

Una primera distinción es que habiendo formado durante más de 30 años adultos utilizando entrenamientos experienciales con relación a competencias como liderazgo, trabajo en equipo, comunicación, manejo de conflicto, integración y administración del tiempo, es que “la zona de aprendizaje cómoda”, donde el profesor habla y la gente escucha pasivamente, se reduce drásticamente.  

Toda experiencia de Aprendizaje Experiencial (AE) sea virtual o presencial, dentro o fuera del aula, se nutre de obstáculos, casos o incidentes críticos por superar, para aprender o mejorar comportamientos. Las actividades que se realizan con esta modalidad son muy variadas. Muchas de ellas suelen tener elementos de prácticas de construcción de elementos y su posterior resolución, como forma de vivenciar situaciones dinámicas y complejas.

Cuando un grupo logra satisfactoriamente interpretar una consigna y luego resolver un problema relativamente complejo, que requiere creatividad, el recuerdo posterior de esa experiencia les permita visualizar más claramente el cumplimiento de los objetivos laborales que los comprometen como grupo.

Las actividades de (AE) se realizan muchas veces fuera de la oficina o el entorno laboral y pueden variar en su complejidad. Hay actividades simples que pueden tener una duración de unas pocas horas hasta otras con ejercicios más específicos, que pueden comprometer a los colaboradores más de una jornada.

Pero no está exenta de cumplir con las premisas básicas de las actividades formativas tradicionales: lo aprendido debe trasladarse a la tarea y sostenerse en el tiempo. Comprobar la efectividad de la experiencia formativa brinda la seriedad y rigurosidad que una actividad formativa, cualquiera que sea su modalidad, no debe omitir.

Que el seguimiento de lo aprendido se ponga en práctica es muy importante y requiere la colaboración del departamento de Recursos Humanos y lideres referentes de la organización. Incluso del jefe directo o responsable que solicitó la acción formativa.

Actualmente y a propósito de la Pandemia, se están desarrollando distintas experiencias educativas, y se demandan modalidades nuevas que impacten y sorprendan.  El aprendizaje experiencial es un proceso activo que involucra al alumno, no un proceso pasivo que le sucede al alumno.

En el (AE) es la propia experiencia la que proporciona la plataforma para el aprendizaje, mientras que el análisis posterior y reflexión de la experiencia desarrollan el aprendizaje. Se alienta a las personas a que resuelvan las cosas por sí mismas, se las guía hacía y a través de su aprendizaje, en lugar de que se les enseñe. Las personas sienten que aprenden lo que es de utilidad y relevancia para ellos: Implícitamente se fomenta la autonomía de pensamiento respecto de que no hay “una mejor forma de hacer, pensar o que hay reglas establecidas o comportamientos perfectos que deban aprenderse y aplicarse”. La clave está en la revisión y posterior aprendizaje que deja el proceso.

En línea con el modelo pedagógico de Aula Invertida, el (AE) promueve un ambiente de aprendizaje autónomo, dinámico e interactivo, en el que el facilitador guía a los estudiantes y los involucra creativamente con el contenido del curso, y donde se cede el protagonismo del rol del docente al estudiante. ​El compromiso es desarrollado por el alumno para hacer el mejor uso de su aprendizaje: Es “su aprendizaje”.

Así, el aprendizaje es un proceso emergente con el aprendiz en el centro del proceso: el aprendizaje se basa en dónde se encuentra el participante, su relación con lo que ha sucedido anteriormente y dónde quiere estar en el futuro. Es fácil ver el atractivo cuando se compara con otros enfoques teóricos que definen un resultado rígido y se enfocan en hacer que el alumno lo alcance.

Aprender Haciendo (Learning by Doing)

Por ejemplo, en el ámbito educativo, debido a su simplicidad y eficacia para el logro de resultados, esta Metodología de enseñanza-aprendizaje disminuye notablemente la brecha entre lo que se enseña y se aplica en la vida real, volviéndose una herramienta muy útil y concreta. Es especialmente recomendable para organizaciones que tengan interés en mejorar el Liderazgo, el trabajo en equipo, la integración, el desarrollo de confianza, como así también en todo lo referente a Emprendedorismo en jóvenes.

Las herramientas y metodologías de AE involucran a los participantes en el “aprender haciendo”. Es además una metodología muy efectiva para trabajar Procesos de Cambio Organizacional, Fortalecimiento de Equipos Híbridos de Alto Desempeño, y para fomentar Procesos de Design Thinking y Construir Soluciones Innovadoras.

Según la reconocida Metodología de Aprendizaje Experiencial MTa® Learning hay un modelo practico que sustenta un proceso y un enfoque exitoso para implementar el Aprendizaje Experiencial

  1. Elegir una actividad adecuada donde puedan reflejarse las oportunidades de aprendizaje acorde a las necesidades del tema que posteriormente quiera profundizarse
  2. Llevar a que los participantes lleven a cabo las consignas propuestas (ejecución del desafío/tarea)
  3. Dar tiempo de reflexión individual luego de realizada la tarea, orientándolos en su propio proceso de aprendizaje personal.

4.      Revisión grupal de los aspectos positivos y mejorables.

5.      Obtener conclusiones, evaluando y seleccionando las ideas que ayudarán a mejorar el desempeño individual y del equipo.

6. Transferir lo aprendido al lugar de trabajo, ayudando a las personas a utilizar sus

sus nuevas habilidades y conocimientos en el lugar de trabajo.

7. Mejorar y monitorear el desempeño en el lugar de trabajo

Modelo Learning Arena® – Mta Learning®

close

Hola 👋
Un placer conocerte.

Regístrate gratis para recibir toda la información sobre eventos educativos, cursos, noticias y recursos para educadores.

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Mostrar más

Aristóteles Nielsen

Director General de Nielsen Asoc. Int’l. Lic. en RRHH. Licenciado LIFO ® (Life Orientations), método de Coaching para la comunicación y el mejoramiento del desempeño individual. Se ha especializado en Desarrollo Organizacional y es Human Capital Strategist (Human Capital Institute, Washington, DC). Titular Docente Maestría en Psicología Organizacional. Es Napoleon Hill Leader Certificate (NHLC), Facilitador Points of You ® (Herramienta de Coaching) y es Certified MTa® Experiential Learning Instructor.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba
X